lunes, 18 de febrero de 2013

EL ÓVALO SIN H



Dejar pasar, dejar hacer

SE TIRARON A LA PALOMA DE LA PAZ (foto Escobar)

DESTROZO QUE NOS RECUERDA A "FALSO PAQUISHA"

LA "H"  EN EL SUELO

LA RUEDA ROTARIA TAMBIÉN FUE DESTRUÍDA POR ORDEN DE JC. GARCIA


La dejadez, desidia e indiferencia de los Alcaldes anteriores, ha traído consecuencias funestas para la ciudad de Huacho.
Poco a poco los alcaldes del distrito de Santa María, han venido penetrando sus dominios a territorio huachano y nadie decía nada. Ningún Alcalde provincial quería enfrentar al vecino distrito, por no perder votos para la reelección.
Y cuando menos pensamos, ya la autoridad municipal de Santa María, decía que el colegio “Luis Fabio Xammar” les pertenecía y las autoridades educativas dejaron que el Xammar habiendo nacido en Huacho, sea incluído en el inventario del distrito campiñero.
Y dejaron que para los desfiles escolares, el Xammar desfile en Santa María y solamente desfilaba como invitado en su lugar de nacimiento.
Y para los campeonatos deportivos, dejaron que el Xammar participara como representante del distrito de Santa María y no, de Huacho.
La indiferencia siguió y un alcalde de Santa María, colocó el nombre de su compañera  a un pasaje que se encuentra ubicado en territorio huachano.
Y los alcaldes anteriores de Huacho, permitieron que los pobladores de la Urbanización Pacocha y “Los Cipreces”, tributen en el distrito de Santa María.
Cuando un empresario llegó a la Municipalidad Provincial de Huaura a sacar la licencia para el funcionamiento de una discoteca ubicada frente a la famosa “Quinta Cárdenas” que está ubicada en el barrio de Amay y Amay es Huacho; se dio con la sorpresa  que le cobraban  un dineral por esa licencia. Entonces optó por irse a Santa María,donde pagó una suma menor.  
Eso sirvió para que Santa María extendiera sus dominios hasta la Avenida La Paz y en forma unilateral, registre como suyo los extensos terrenos que siempre han sido de Amay, como la “Quinta Cárdenas”, los ex alfalfales de Elías Quiche y de Tato Jara, los terrenos de las ex granjas Momy, Tanabe y Castro y el terreno de don José Guerrero Díaz, que forman parte, hoy en día de lo que es el Terminal Terrestre y la Urbanización “El Olivar”.
Todos esos terrenos siempre han estado en el barrio de Amay y Amay es Huacho, así como los terrenos de la ahora Urbanización “Los Cipreces” que siempre han estado en el barrio de Amay y Amay es Huacho.
Los alcaldes de Santa María han venido trabajando silenciosamente y poco a poco se han ido compenetrando a territorio huachano, sin que los alcaldes anteriores de Huacho  hagan algo por parar este accionar y hoy se están pagando las consecuencias.
Lo que ahora es la avenida “Túpac Amaru”, se llamaba anteriormente “Avenida Centenario” y el entonces  Alcalde,  Alfredo Gonzales La Negra le puso “Túpac Amaru”, cuando fue asfaltada y como el territorio huachano se extendía hasta la avenida “Félix B. Cárdenas”, le puso el nombre de Avenida Centenario, a la que se encuentra del óvalo hacia Santa María, en una demostración más, que Huacho siempre ha sido hasta “Félix B. Cárdenas”, la avenida donde se encuentra el Hostal “La Villa”.
Como este cuestionado Alcalde de Santa María, no quiere saber nada con Huacho, de repente al enterarse del nombre que lleva ahora la avenida de ingreso a Santa María, también le cambia la denominación, porque Santa María todavía no cumple su centenario de fundación y sus pobladores no saben a que se debía el nombre de lo que es su avenida principal de ingreso a ese distrito.
Ahora solamente queda exigir, que el Gobierno Regional Lima, acelere el trabajo limítrofe que se le ha encargado, para que sea elevado a la PCM y de una vez por todas se determinen los límites entre Huacho y Santa María.
No vaya ser que con este mal ejemplo, Hualmay en cualquier momento tome posesión del Estadio Municipal “Segundo Aranda Torres”,

   



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada